viernes, 25 de febrero de 2011

Caín

Título Original: Caim
Idioma Original: Portugués
Traducción: Pilar del Río
ISBN: 978-607-11-0316-1
Primera reimpresión: noviembre de 2009

Con los dioses eso sucede muchas veces, Porque son, como suele decirse, inescrutables vuestros designios, preguntó Caín, Esas palabras no las ha pronunciado ningún dios que yo conozca, nunca se nos pasaría por la cabeza decir que nuestros designios son inescrutables, eso es algo inventado por hombres que presumen de tener un trato de tú a tú con la divinidad.
-Diálogos entre Caín y dios-
José Saramago. -Caín, cáp. 3-

Caín es un libro de ficción basado en un libro de ficción. En el Saramago nos da una visión muy personal sobre uno de los personajes mas despreciados en la biblia, la historia del primer asesino según la biblia. Comenzamos con la historia de Adán y Eva, cuento ya conocido por todos, la visión de dios de Saramago es la de un mero chapucero que se da cuenta de los errores de sus diseños algo tarde, algo despistado este dios. Nos ofrece también una explicación distinta del pecado original, todo mundo sabe que estar informado de los pros/contras es la mejor forma de tomar una decisión sabia.


En cuanto a Caín, personaje de donde toma nombre el libro, es otro ser despreciado por dios, acaso el sacrificio de sus productos agrícolas no fue hecho con amor y desapego para ofrecer a dios, pero prefiere a Abel. Fue dios el que planto la semilla de la envidia, él pudo detener el asesinato pero no quiso o no pudo, pudo ser justo con Caín y también haber aceptado su ofrenda pero no quiso o no pudo, Caín se sintió ofendido y no querido, aunado al poco tacto de Abel de burlarse de su ofrenda a dios encendió la chispa de la envidia y el odio, y el asesinato se hizo presente. Dios es culpable de la muerte de Abel como parte intelectual del crimen y Caín es la mano ejecutora, dios están culpable de la muerte de Abel como Caín.
Caín pues se convierte en un errante, castigo de dios por la muerte de su hermano, y durante una especie de viaje espacio-temporal que no nos es explicado y lo cual no importa tanto, como lo que presencia el buen Caín.


Capítulo especial cuando Caín conoce a Abraham dos veces, la mas interesante de las dos es la segunda cuando también se le presenta el todopoderoso a Abraham mientras va de camino a Sodoma y Gomorra y como este (dios), da la impresión que lo engaña, haciéndole creer que salvara a las ciudades si encuentra a inocentes, pero con dios no hay colores blancos, solo negros, que clase de juego perverso es este, le dice/promete una cosa a Abraham y resulta haciendo otra, acaso no miente este poderoso ser que todo lo sabe. Acaso desde el momento en que Abraham le suplico que perdonara la ciudad si encontrara inocentes no está faltan a su propio poder de omnisciencia, si ya sabía lo que le iba a decir Abraham porque le promete algo que “NO” piensa cumplir. Arrasa con todos, los niños eran inocentes, ahí está la justificación para salvar a las ciudades e hizo caso omiso a todo qué clase de lógica que dios es este.


Lo vuelvo a decir una ficción basada en un libro de ficción. Durante todo su viaje vemos el crecimiento espiritual-moral de Caín, que ve con ojos bien abiertos la voluntad, locura y maldad del todopoderoso con su creación, a decir verdad no creo que sea omnisciente/omnipresente/omnipotente, solo otro dios mas que han poblado la mitología de nuestra civilización desde que empezó a tomar conciencia y a llevar registros de sus días.

Mejores Frases:
Este episodio, que dio origen a la primera definición de un hasta entonces ignorado pecado original, nunca ha quedado bien explicado. En primer lugar, porque incluso la inteligencia más rudimentaria no tendría ninguna dificultad en comprender que estar informado siempre es preferible a desconocer, sobre todo en materias tan delicadas como son estas del bien y del mal, en las que uno se arriesga, sin darse cuenta, a la condenación eterna en un infierno que entonces todavía estaba por inventar. En segundo lugar, clama a los cielos la imprevisión del señor, ya que, si realmente no quería que le comiesen del tal fruto, fácil remedio tendría la cosa, habría bastado con no plantar el árbol, o con haberlo puesto en otro sitio, o con rodearlo de una cerca de alambre de espino. En tercer lugar, no fue por haber desobedecido la orden de dios por lo que adán y Eva descubrieron que estaban desnudos. Desnuditos, en pelota viva, ya estaban ellos cuando se iban a la cama, y si el señor nunca había reparado en tan evidente falta de pudor, la culpa era de su ceguera de progenitor, la misma, por lo visto incurable, que nos impide ver que nuestros hijos, al fin y al cabo, son tan buenos o tan malos como los demás.
José Saramago. -Caín, cap. 1-

El lector ha leído bien, el señor ordenó a Abraham que le sacrificase al propio hijo, con la mayor simplicidad lo hizo, como quien pide un vaso de agua cuando se tiene sed, lo que significa que era costumbre suya, y muy arraigada. Lo lógico, lo natural, lo simplemente humano hubiera sido que Abraham mandara al señor a la mierda, pero no fue así.
José Saramago. -Caín, cap. 6-


Los celos son su gran defecto, en vez de estar orgulloso de los hijos que tiene, prefiere dejar que lo venza la envidia, está claro que el señor no soporta ver a una persona feliz, Tanto trabajo, tanto sudor, para nada.
José Saramago. -Caín, cap. 6-


La historia de los hombres es la historia de sus desencuentros con dios, ni él nos entiende a nosotros ni nosotros lo entendemos a él.
José Saramago. -Caín, cap. 6-


Caín no podía creer lo que estaba viendo con sus ojos. No bastaban Sodoma y Gomorra arrasadas por el fuego, aquí, en la falda del monte Sinaí, quedó patente la prueba irrefutable de la profunda maldad del señor, tres mil hombres muertos sólo porque le irritaba la invención de un supuesto rival en figura de becerro, Yo no hice nada más que matar a un hermano y el señor me castigó, quiero ver quién va a castigar ahora al señor por estas muertes, y luego continuó, Lucifer sabía bien lo que hacía cuando se rebeló contra dios, hay quien dice que lo hizo por envidia y no es cierto, es que él conocía la maligna naturaleza del sujeto.
"Caín". -Caín, cap 8-


Que nuestro dios, el creador del cielo y de la tierra, está rematadamente loco, ………… Porque sólo un loco sin conciencia de sus actos admitiría ser el culpable directo de la muerte de cientos de miles de personas y se comportaría luego como si nada hubiese sucedido, salvo que, y pudiera ser, no se tratara de locura, la involuntaria, la auténtica, sino de pura y simple maldad……………….. No puede ser bueno un dios que le da a un padre la orden de que mate y queme en una hoguera a su propio hijo simplemente para poner a prueba su fe, eso no se le ocurriría ni al más maligno de los demonios.
"Caín".  -Caín, cap. 10-

Personajes
Adán: el primer hombre
Eva: la “primera” mujer
Azael: el querubín guardián del Edén
Caín, el primogénito de Adán y Eva, el errante castigado por dios por la muerte de su hermano Abel
Abel, hermano de Caín, asesinado por este
Lilith: la reina de la tierra de Nod
Noah: esposo de Lilith, trato de matar a Caín
Abraham: padre de Isaac, patriarca de lo que hoy se conoce como el pueblo de Israel y Musulmán
Dios: el todopoderoso, el mayor hijo de puta
Isaac: hijo de Abraham, lo iba a dar en sacrificio a dios
Moisés;: libertador del pueblo judío de sus amos egipcios
Lot: sobrino de Abraham
Sara: esposa de Abraham
Ismael: hijo de Abraham con la esclava agar
Agar: esclava de Abraham
Aarón: hermano de Moisés
Enoc: hijo de Caín con lilith
Job: El tipo es el resultado de una apuesta sádica entre dios y satán
Noé: constructor del arca
Sem: hijo de Noé
Jafet: hijo de Noé
Cam: hijo menor de Noé